Ir al contenido principal

Día de toñejas

Parece que tras el gran logro de mi Maestro en la maratón de Donosti 2013, ahora me toca aguantar unas pequeñas toñejas. Mi post de la Behobia tuvo mayor éxito que el de este domingo pasado, pero la foto de finisher de Sergio ha tenido más likes. Y claro, aquí ya se le calienta la orina, y surge esa comparación que a él tanto le gusta hacer, esa de "tú 21 pero yo 42".

Sin duda que es un gran logro, que algun día espero hacer, pero hay varias razones por las que el maratón aun no me hace tilín:

-Me gusta ese sufrimiento del que tu cuerpo se recupera para volver a correr como al principio de la carrera, pero en 42 kms. creo que acumularía demasiado sufrimiento, y no sería divertido.

-Mis rodillas ya me han dado varios avisos, y necesitaría ver que funcionan perféctamente durante mucho tiempo para lanzarme a la larga distancia.

-Será que tengo mono, o quizás no, pero últimamente solo pienso en correr por monte, y no se yo si correré muchas más carreras de asflato, salvo la gran Behobia.

- En mi vida se han caido mitos, pero tumbarlos yo ya sería demasiado. Y como a mi compañero lo he mitificado hace ya tiempo, ¿quién soy yo para probar que sus marcas son superables? Prefiero verle presumir de sus queridos 42, lo cual resulta bastante divertido, que yo me quedo con mis 21. Y si eso, algún día ya sacaré todo mi Kung Fu y capacidad de sufrimiento. Tiempo al tiempo...